¿Estaban locos?

Cada vez fueron viniendo más turistas. Desde hacía décadas comenzó a descubrirse una celebración que no era como las demás. La Semana Santa era diferente. Miles de baenenses se colgaban un tambor de chillones, se colocaban un incómodo casco de metal, del que emergía un plumero de plumas de oca pintadas y del que caída […]

Leer más